El viejo SEO ha sido oficialmente dado de baja por sus creadores , los omnímodos Google durante el año pasado. Los humanos habían empezado a cogerle el truco y desde el Olimpo eso no está bien visto. Desde el cielo de los buscadores han roto las antiguas tablas de la ley y han creado los nuevos mandamientos, y los nuevos castigos.

Todos aquellos que se preguntaban para qué inventaron Google + aquí tienen la respuesta, entre las nuevas artimañas de posicionamiento se encuentra el botón +1, si socializas con google, google te premia, en un nuevo ‘aquí mando yo’.

Cada vez se parece Google más al cielo bíblico, y a la religión en su aspecto más arcano. Cada vez más el SEO se convierte en una ciencia basada en mitos, suposiciones y miedos. Los expertos en SEO son los nuevos sacerdotes, que pretenden ser los únicos que entienden el mensaje del señor todopoderoso Google, presumen de conocer sus algoritmos, sus motivaciones y sus normas, ellos sí y el resto de los mortales no. Y esto nos lo venden, con la promesa de un mejor posicionamiento y la amenaza de un castigo más duro si ponemos en práctica lo que ellos nos enseñan con exceso.

Todo ello para vender una ciencia que como la Teología, se basa en suponer cosas, sin una base sólida. Basada en mandamientos y penalizaciones, con sus mañas y sus trucos para conseguir posicionamiento en los cinco primeros resultados del buscador omnipotente.

Hasta 2012 estos gurús pensaban que ya sabían como engañar a Dios y se creyeron que con una serie de trucos más o menos sencillos podías conseguir que tu página web escalara posiciones en buscadores, con tan solo abusar de ciertas palabras clave, ciertos metatags, ciertos enlaces … olvidando que lo que realmente mueve el mundo del posicionamiento es el contenido de calidad, ni más ni menos.

Desde el cielo se han dado cuenta de estos movimientos de los mortales y han decidido que ya basta de engañar , que el buscador va a volver a ser algo útil y que se guíe por el contenido que básicamente es lo que buscan los usuarios, si tu buscador se convierte en un escaparate comercial tus clientes más fieles se irán a otro, dejarán de ser judíos para hacerse musulmanes, y eso no mola.

Personalmente en lo que creo de verdad es en el contenido de calidad y acorde con el mensaje y objetivos de tu página, si te centras en este aspecto y no te distraes con fórmulas absurdas, ganarás posicionamiento y no estarás expuesto a penalizaciones, con el simple arte de hacer las cosas bien, sin trucos ni suposiciones.

Cosas que funcionan

  • Socializa tu web, en el antiguo testamento eran los tweets y los likes de Facebook lo que ayudaba a posicionar, ahora será el +1 de Google plus, o en menor medida el pin itde Pinterest. Lo mejor es utilizar aglutinadores como Share This para ofrecer la posibilidad de que tu contenido sea rebotado de las mayores maneras posibles.
  • No es necesario volverse loco con las palabras clave, ni abusar de ellas en los textos ancla, utiliza links naturales, dirigiendo el 70% de los links a la home y el 30% restante a las páginas interiores.
  • Crea contenido útil e interesante.
  • El diseño cuenta, un sitio realizado de manera profesional, por ejemplo en Tanta, marca la diferencia respecto a las soluciones hágalo usted mismo tipo 1&1. La gente comparte contenido de sitios bien hechos, no de páginas horribles.
  • Respecto al contenido: escribe buenos titulares, piensa si funcionaran bien en diversas plataformas, como Twitter o Linkedin …
  • La veteranía en la web de tu página ( ¿cuantos años llevas online? ), su reputación y su contenido excepcional son cosas que cuentan en el nuevo testamento para posicionarte.
  • Actualiza tu contenido con frecuencia, esto funcionaba antes y ahora también.
  • Diversifica contenido en cuanto a formatos, publica videos, podcast, slide shows, imágenes, no te obsesiones con el texto.
  • Conserva tu dominio el mayor tiempo posible, parece de perogrullo, pero ayuda enormemente de cara a los que quieren encontrarte.
  • Si tienes un blog, invita a escritores externos relevantes a que aporten su contenido, a dios no le gustan las opiniones mono personales.
  • Limita los anuncios en tu página, y si te lo puedes permitir no los uses.
  • Utiliza técnicas de diseño adaptable para que tu página carge rápidamente y en todo tipo de dispositivos.

 

En resumen, utiliza el sentido común y la lógica y aléjate de formulismos y trucos, no por miedo a la penalización de google, si no a la de tus usuarios, piensa en lo mejor para ellos y subirás en el ranking, sin necesidad de artimañas. Eres humano , no intentes comprender algo de naturaleza divina como es Google y sus entresijos, porque nunca lo vas a conseguir. Pon las cosas en su sitio y al buen contenido como eje de tus estrategias SEO.