Enrique Dans habla en Vuelve la guerra de los navegadores de una posible reapertura de la famosa “guerra de navegadores” la cual existió a finales de los 90.

Los que pudimos “vivir” parte de aquella “guerra” podemos pensar algo parecido a lo que comenta Enrique Dans. De un tiempo a esta parte parece que haya vuelto la rivalidad entre los diferentes navegadores y cada uno compite por ver cuál es mejor que otro. Es cierto que Internet Explorer sigue teniendo una importantísima cuota de mercado, incluso en su versión 6 después de la actualización que se hizo a la versión 7.

No obstante Firefox sigue poco a poco robándole cuota de mercado e intentando, tal vez sin que pueda llegar a lograrlo, lograr aquellas cifras que poseía el mítico Netscape el cual era el rey indiscutible en cuanto a navegadores ya que por aquel entonces Ópera no estaba tan avanzado como está ahora.

Hay quien opina que debería haber un único navegador; que todos usáramos el mismo. Da igual que haya uno o que haya cien; debería haber una mayor homegeneidad a la hora de interpretar las tecnologías oficiales de las que se disponen.

Afortunadamente, Internet Explorer 7 corrigió muchos fallos e incosistencias que eran reclamadas hace ya tiempo por parte de la comunidad desarrolladora y su futura versión 8 parece ser que también traerá nuevas mejoras.

Firefox, en su línea de actualización constante, está cerca de publicar su versión 3 como candidata y aún estando esta versión todavía en su fase beta, Mozilla ya está pensando en la futura versión 4.

Opera ha logrado obtener una increible penetración en los dispositivos móviles. Tanto que Mozilla sacó también una versión “móvil” llamada Minimo. Esta popularidad de Opera  puede radicar en la tardía mejora de la versión de Internet Explorer para estos dispositivos. No obstante, la versión normal de Opera trae muchas funcionalidades que lo convierten en un buen navegador.

Safari en su linea también de ser vanguardista apuesta fuerte por ofrecer un navegador con un soporte bastante elevado de los estándares web.

En definitiva, navegadores hay unos cuantos y esta actualización continua es la que permite al usuario poder elegir entre funcionalidades y mejoras. Microsoft tardó varios años en darse cuenta de esto ya que sin contar las famosas actualizaciones Service Pack, (3-4 años después que el resto de navegadores ofrecieran bloqueadores de ventanas flotantes, Internet Explorer ofreció también esta posibilidad) hasta el año pasado no dio el paso definitivo por lanzar su versión 7. Ahora ya al menos piensan y desarrollan la versión 8… ¿se romperá Internet como opinan algunos?